jueves, enero 29, 2009

127

No se demoren; alcanzó a decir antes de colgar el teléfono. Luego se dirigió a la sala, y se sentó frente a su amada Patricia, quien reposaba en su viejo sillón. La observó unos segundos, en silencio, para luego espetarle todo lo que por ella sentía.

Le dijo que sus dientes amarillos le provocaban repulsión. Que la maldita silla de ruedas, la había dejado sin esos movimientos que alguna vez amó. Que su negro cabello azabache no brillaba más por las mañanas. Que su tibia voz, hoy quejumbrosa, cantaba tormentos que no estaba dispuesto a escuchar. Le dijo mil cosas horribles más; y que a pesar de todo aquello, la seguiría amando sin consuelo. Cada día, hasta desplomarse.

Le dijo también, que si no se hubiera tragado las 40 pastillas para dormir, él hubiera encontrado la forma de hacerla soñar para siempre, alguna pronta noche de locura y compasión.

Se levantó del mueble, avisado por las sirenas de una ambulancia parada frente a su casa. Abrió la puerta y dejó que entraran los paramédicos. Al ver que se hallaba sin vida, y sin percatarse del frasco vacío que yacía en el suelo, uno de ellos le preguntó:

-¿Sabe de qué murió?
-Se murió de pena
…;respondió impávido.

Apoyó su espalda en la pared, se dejó caer hasta el piso, encendió un cigarrillo, cerró los ojos y se vio muerto.

24 comentarios:

Libelula dijo...

la verdad crucifica al debil, pero al fuerte no, porque para ser fuerte, hay que ser verdadero.

(Aprendi a picchar hoja de coca XD)

gracias por el yuhuuu!
bso

NoeliaA dijo...

Ah, que bueno, encontré otro blog con cuentos.
Muy buen relato, una pregunta el nombre Patricia es casual o hace alusión a la Patria? Estaría ingenioso, una patria suicida!
Bueno, ya ves, cada lectro, una interpretación.
Chau, saludos

NoeliaA dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
NoeliaA dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
soleil dijo...

Me arranco un pedazito de yo que se... pero algo en mi movio...

si uno pudiera morirse no mas de la pena, ya los cementerios no podrian cubrir tanto muerto, por eso supongo q los humanos pueden vivir muertos de pena, pero tecnicamente "seguir vivos" por fuera, y muertos por dentro... todo es calculos...

Fiore dijo...

wow
que fuerte perrito

que tal cuento eh?

bsos de esposa primeriza

digler dijo...

creo que a él le tocó la peor parte de la muerte

dmoOn dijo...

Que triste, me has dejado con mis pensamientos un buen rato.

CésarZ dijo...

Amor sin frontera

Elena dijo...

Hasta la eternidad...

Miguel dijo...

Coincido con Digler.
Este tipo de relatos me vacilan!

Cinder dijo...

y ahora como seguirá andando?, como muchos de nosotros transparentes y ausentes, y casi nadie dará cuenta de eso, buen relato allan, un saludo

M. Isabel Guerra dijo...

Ah... me has hecho recordar...

Calle Quimera dijo...

Aluciné con "visiones",y ahora este pedazo de "guión"....estás en racha compañero.Por cierto ahora censuras comentarios?.Un abrazo y SALUD¡¡¡

Calle Quimera dijo...

Me disculpo por si te molestó la pregunta.SALUD¡¡¡

El perro andaluz dijo...

No Jose Manuel, pasa que el comentario de Noelia se repitio 3 veces. Pero siempre esta la posibilidad:)

Anónimo dijo...

Ta para un cortillo.

Head

Bartok dijo...

Muy duro: ya no amaba, en mi opinión, sinó que soportaba. Habría que saber que tipo de pena mató a Patricia. Abrazos.

La Tía Manocaliente dijo...

Yo creo que la mayoría de gente se muere de pena pero le pone nombres de enfermedades

La Chica De Pelo Marrón dijo...

acabas de romperme el corazón con algo que extrañamente me gusto mucho. :)

Lo guardaré en mi blog, ya?

maga dijo...

que mala forma de morir... de ambos.

Cathy Pazos dijo...

hay no, que triste, que mala forma de morir, claro aun que no hay bonita forma de morir, digamos que la muerte no es bonita.

Besitos

:D

Libelula dijo...

a la espera. :)
bso

peregrinoinmovil dijo...

Tremenda tristeza la que nos lleva a no estar mas.

Nos leemos.