domingo, octubre 07, 2007

Toros

Este post lo publiqué el 31 de octubre del año pasado y en vista que comienza otra vez a campear la estupidez disfrazada de cultura, creo pertinente volver a publicarlo.

Es menester de octubre leer en diarios y revistas, modositas crónicas y faroleros artículos sobre las corridas de toros dominicales que se cometen en nuestro colorido mes morado.

Artículos que van acompañados de lindas fotos en las que se retratan a señorones tardíos y sus esposas, en perfecta mixtura con bellos ejemplares de la más rubia mocedad. Blasonando botas para vino, espléndidos sombreros y blanquísimos atavíos, se les ve disfrutando de este ancestral espectáculo, al parecer, digno nada más de personas con impronta de mohoso abolengo y refinada cultura.

Los imagino en Acho, agitando pañuelos, ávidos de chicuelinas y verónicas. De navarras en el quite y serpentinas para el remate. De gaoneras, fregolinas, lagartijeras y cuanta suerte peregrina exista. Digamos que hasta ahí va todo bien. Lo siniestro de esta gente, se manifiesta en su solaz expectación de la tortura. Tortura que se le propina al animal, antes y durante la macabra faena.

Los puyazos de las banderillas y del picador, sumados al encierro previo en chiqueros, las descargas eléctricas y los azotes con bolsas de arena que sufren los indefensos bóvidos, antes de ser soltados al ruedo, minando su ímpetu y aterrando su pacífica existencia, con el único y depravado fin de dar regocijo a necios impunes que, amparados en el sibilino argumento de “cultura y tradición”, dan rienda suelta a sus más decantadas perversiones.
Y en al acto más exótico de conmiseración, se ultima a la bestia, en medio del jolgorio decadente de la turba.

El repudio para con estos sádicos de tendido, se justifica por su inusitado deleite ante la muerte, precedida del suplicio, convertido en deplorable show del horror.

Podríamos así, agregar a nuestro acervo popular, la no menos salvaje "pelea de pitbulls" que cuenta con la misma bruteza infame de la tauromaquia y la gallística, ese otro dizque arte venerado casi por los mismos sujetos de gradas arriba.

Es paradójico saber que a estas personas, se les frunce el culo y se les disloca el guano, cada vez que ven por tele a estos perros en sanguinaria lucha y provocando orgiásticos denuedos del respetable. Si hasta mandan cartas de queja a los mismos diarios y revistas de los que les hablé. Y los egregios periodistas de El Comercio y de Caretas, publican reportajes alertando a la población por la presencia de ruines muchachos desquiciados, quienes ignorantes y aturdidos, enfrentan a diabólicos canes entre si; pero en excelso abuso de la concha, estos mismos agoreros de la pluma, encabezan las fotos y firman los artículos de los que también les hablé.

Nadie pide encierro ni destierro para ellos. Sólo que dejen de arrostrarnos con su maldita soberbia. Tienen un severo problemita que blanden como guapa virtud y eso es algo que no debemos tolerar.

Les recomiendo a quienes disfrutan de la sangre y el tormento ajenos, que se junten con respetados escatofílicos, distinguidos sadomasoquistas o preclaros fetichistas y demás; para que hermanados todos por su despenalizada afición, divulguen su inédito concepto de: VENIAL ABERRACIÓN. Título santurrón, que los libraría de ser tildados con cualquier otra grosera denominación.

Disfruten su domingo canallas, ahora que todavía pueden.

38 comentarios:

Raul Junquera dijo...

Amigo ALLAN:

Creo que hay un paìs en el cuàl la fiesta se celebra sin el maltrato al toro y en consecuencia sin su sacrificio, lo ùnico que pudiera comentarte sobre esto es que serìa la ùnica soluciòn, "FIESTA SÌ, TORTURA ANIMAL NO",pero ya lo comentè ayer en otro post de un amigo relacionado con lo mismo, y esta vez voy a acercarlo a tu paìs, hay mucho cìnico en contra del maltrato animal y de la fiesta taurina, que llega de fiesta discotequera a su casa y le pega a su mujer, que maltrata sus hijos, que se desentienden de sus padres viejitos con alzehimer y en muchos casos lucen botas de piel de cocodrilo. No soy taurino y no tengo buen concepto de los toreros, pero creo que se estan desorbitando las cosas en relaciòn a estos casos y nos olvidamos de lo verdaderamente importante que son las personas..

SALUDOS ALLAN!!!

Danza Invisible dijo...

Estamos de acuerdo al 100%.

Abajo las corridas!!!!!!!!!

La Tía Manocaliente dijo...

Odio las corridas y odio mas que la llamen cultura

varguitass dijo...

.

si recuerdo este post, lo que no recuerdo es si te comenté o no

además en estos días estaba pensando postear sobre estoe n mi blog, pero no sé, creo que perdería lectores y amigos bloggers (más calculador yo)

recuerdo que hace mucho tiempo mi abuela me hablaba de las corridas con pasión, se le iluminaban los ojos y parecía, al menos por un instante, que era feliz

en especial me hablaba de Paquirri y del Cordobés (que, en sus propias palabras, era un "loco")

la verdad era que yo no le veía mucho sentido a este espéctaculo, la escuchaba y sí tenía curiosidad de alguna vez ver como era

y una vez fui con un tío, yo tenía 16 años creo

y me gustó

tan simple como eso, me gustó, me pareció elegante y si, al comienzo me chocó un poco pero después como que le agarré el gusto

alguna vez vi algunos accidentes que le ocurrieron a algunos toreros (recuerdo una en especial, creo que fue en el 2000 en donde no sé qué torero terminó corneado, arrastrado y muy grave)

pero bueno, esa es una pelea y el torero también puede perder

y sabes??? si el toro matara a un torero creo que sería merecido, por eso mismo es una lid, porque cualquiera puede ganar

podría darte mil razones para expresar mi posición pero creo que cada uno tiene su propia idea y no pretendo hacer cambiar a nadie (así como pido respeto hacia mi forma de pensar) sólo digo esto: a mí me gusta

el año pasado no fui porque mi enamorada aborrecía ésta práctica, y por respeto a ella no fui

este año no sé si vaya, quizás, quizás no también.

sólo eso quería decir



un abrazo


.

Theodorus dijo...

Entiendo el mensaje y apoyo la causa. Exterminar animales parece ser un hobby para los hombres, siempre los toman como experimentos o entretenimiento.
Son muy crueles aquellos actos. Pues los animales sufren, ellos tambien sienten dolor y por juegos estupidos no pueden padecerlo, es imperdonable ese acto para mi.
En fin, me ha dado mucha colera recordar estos actos tontos de personas estupidas.
Me alegro cada vez que oigo en el noticiero que un toro le volo los testiculos a un torero, ahi tiene por basura!! y hubiera hecho fiesta si le volaba medio cuerpo. Bah!!!
Nos vemos señor n_n, cuidese mucho ps. Estoy de acuerdo con usted completamente.

Dragón del 96 dijo...

Espero que haya salido el comentario anterior.

Solo agregaba que ves de diferente manera a un animal, una vez que entras al matadero (al de animales).

Iba a decir "abajo las corridas", pero dañaría la sensibilidad de los Onan-bloggers, así que abajo "las corridas de toros".

Slaudos.

schatz67 dijo...

El huachafísimo y novelero espíritu limeño tiene muchas manifestaciones:la playa en balneario exclusivo en el verano,los cóndores en el invierno,los caballos de paso en mamacona y los toros en Acho.Para no mencionar los partidos de fútbol de la selección.

Me llegan al chopin la tauromaquia y sus seguidores.Una muestra de lo vigentes y preocupantes que son nuestros lazos con nuestro pasado colonial.Que me disculpe Varguitass si se siente afectado por el comentario.


Un abrazo

Schatz

Calle Quimera dijo...

A mi no me gustan las corridas de toros ,no me gusta que maltraten a ningún animal. Estoy deacuerdo en este caso con Raúl. Pero lo más jodido de todo es que nos guste o no los toros son arte . Y no os tireis de los pelos,ni os rasgeis las vestiduras....hay mucho falso por ahí que solo opina lo que quieren escuchar. También estoy con Varguitas.SALUD Y AL TORO!!

Imberbe_Muchacho dijo...

no me acuerdo que comente en esa oportunidad, pero seguro era para decir que estaba en contra y que a ver si el escapulario de oro se lo metian... donde se pueda meter un escapulario en el cuerpo.

Fiore dijo...

Cómo me gustaria que por un momento ellos puedan sentir todo ese inmenso dolor que le causan al pobre toro antes y durante la corrida, es tan barbaro!

Completamente de acuerdo contigo Alan

Un bso

ysraelg7 dijo...

Chessss, esas corridas de toros... uhhmmm en serio me produce un malestar general y casi me sale los ojos y cebollas meritoriamente en este caso.

Yo nunca voy estar de acuerdo con ese tipo de "cultura", con las peleas de gallos, ni de perros y hasta me produce asco el box.

asi que creo que sumamos esfuerzos para protestar por esa "cultura".

Un abrazo

Malena dijo...

allan, yo es que estoy repartida. Verás: A mí no me gusta que le hagan daño a los animales. No lo puedo soportar. Pero la puesta en escena de mujeres con mantillas y claveles en el pelo, es una preciosdad,. Yo te diría lo que Raúl al principo: Espectáculo sí pero sin derramamiento de sangre ni maltratos y es que en l fondo, soy una mujer española con mantilla y claveles en el pelo.

Muchos besos.

Anónimo dijo...

VERGONZOSO Y DESCARADO.COMPAREN

http://intentos12-gerardo.blogspot.com/


http://elespaciodeunlatido.blogspot.com
/2007/08/amor-absoluto.html

Pinky dijo...

La verdad, considero que al que le gusta este tipo de "espectaculo" no tiene dos dedos de frente... quien goza viendo el dolor de otro... aún siendo un animal..????
Que impotencia!!
Saludos!

RacuRock dijo...

muerte a los asesinos de animales que solo los matan para parecer y no por necesidad. odio los toreros.. se veen bien chulos en sus uniformes de brillantes pero los odio por ser lo que son. y a los que no son toreros y que hacen eso tambien ... ni siquiera se podria llamar deporte o cultura a esa ignorancia humana.
mejor me voy... estoy que reviento y si sigo aqui reventare la cara del que esta al lado mio.\click

Anónimo dijo...

Que difícil tema de las corridas de toros. El arte se acaba en la estocada final!!!
Saludos,

La tia Kete

Anónimo dijo...

Bien dicho tia, no se puede decir más.

Head

Calle Quimera dijo...

Estoy totalmente en contra de las corridas de toros, me parece que más que la fiesta nacional debiera ser llamada "la vergüenza " nacional. Pensar que mi país está simbolizado universalmente por un acto en que se pone en peligro la vida de un hombre y se tortura a un animal para regocijo del respetable me pone enferma. Eso y, por supuesto, cualquier espectáculo en que un animal sea sometido a trato vejatorio y/o maltrato.

¿Y hoy día hay quien se horroriza de los espectáculos de los circos romanos? Pues ahora los tenemos peores, y con más culpa, porque se supone que siglos de civilización debieran haber contribuido a crear un tipo de sensibilidad que se ofendiera con este tipo de fiesta.

En principio estoy de acuerdo con Raúl, Etinarcadia y Malena, se trata de una exhibición vistosa, y hace falta arte para torear. Pero con dos posturitas que haga el torero delante del toro no se acaba el dilema.. ¿Cuánto aguantaría el torero en la plaza si no se castiga al toro para hacerle perder energías? ¿5 minutos? Porque si al animal se le deja salir con sus fuerzas intactas, tendríamos entierros de toreros a cada momento... ¿Y el sufrimiento del animal en la plaza, aunque solo sea un rato el que esté en ella recibiendo capotazos?

la única solución , para mí, es la supresión de esa barbarie, y de tantas otras como tienen de involuntarios protagonistas a los animales y a hombres que ponen su vida en riesgo, sean del tipo que sean. ¿Realmente la humanidad ha avanzado mucho cuando sigue siendo un espectáculo de masas el ver a dos hombres machacarse a golpes en un ring o arriesgar su vida en una plaza?

besos, Allan, Lo sorry muchísimo, no debiera haberme extendido tanto, pero es un tema que me hace hablar más de la cuenta.

digler dijo...

estoy totalmente de acuerdo. creo que esa es una tradicion que demuestra lo crueles y cobardes que podemos ser los seres humanos

quisiera ver sufrir esa misma tortura a todos los hijos de put@ que apoyan ese tipo de maltratos

Ana R dijo...

Olé maestro ( con perdón) esto pudiera costarme el destierro pero comparto contigo cada punto y cada coma.Já.Veo que ese mal llamdo ''rito''de engalanarse para contemplar un atropello pseufestivo es igual allá que acá...


Un abrazo

n*i*ñ*a*g*o*y*a dijo...

Seria bueno que siempre se haga esta clase de campañas no solamente en octubre y noviembre...

Saludos!

Gerardo Omaña dijo...

contigo me solidarizo, es un magnifico post que concinetiza un horror llamado arte.

Recibe un abrazo en tu alma.

Gustavo Tisocco dijo...

Texto que suena a grito, a denuncia y eso es uno de los principales fines o debería ser en la escritura.
Un abrazo Gus...

http://poemasdegustavotisocco.blogspot.com

Mafa dijo...

En la repetición está el gusto y espero que se lo envíes a ese intelectual fanático de los toros que conozco, a ver que te responde.

Besotes, abrazos y piojito

Bichita Curiosa dijo...

ERES VEGETARIANO????? por que si no lo eres no entiendo como tu, o todos los demás, pueden estar en contra de la corrida de toros, cuando no les importa que sacrifiquen vacas, pollos, cerdos y demás para que se llenen las barrigas.

Estas en contra de las corridas, pero seguro que te comes con hartas ganas un buen bife, bah... en verdad no entiendo como la gente se llena la boca hablando sobre los pobres toros, a ver, por que no se dan una vuelta por algun camal del cual saldrá su próximo almuerzo.

Yo nada tengo en contra de las corridas, y vegetariana no soy. Es más, iré a ver una este año y la disfrutaré. Y creo que para juzgar así uno debe mirarse primero, más canallas somos todos al comer animales, que encima pasan una vida miserable de puro engorde y stress.

Anónimo dijo...

Una cosa es comerse un bife y otra ir al camal a aplaudir con cada muerte (eso es enfermizo).
Por otro lado, de ser toro yo preferiría aunque sea sólo una oportunidad de estar frente a ese reconch... que mata a todos mis amigos a ver si yo lo agarro o muero en el intemnto. Perder ahí sería más honroso que morir en un camal, pero la verdad es que los animales no saben de honra y somos nosotros los que decidimos qué es bueno y qué no lo es.
La muerte es parte de la vida, la tortura es parte de la crueldad del hombre. La alimentación es una necesidad, el morbo es la necesidad de perversión.

Head

Acitsonga dijo...

Mejor dicho, imposible Head. Esa excusa trasnochada de si no eres vegetariano no tienes derecho a protestar es por demas ridicula. O sea, si no perteneces a un movimiento pro-animales y no te alimentas mas que de productos organicos no tienes derecho a indignarte. No jod...

"no entiendo como la gente se llena la boca hablando sobre los pobres toros, a ver, por que no se dan una vuelta por algun camal del cual saldrá su próximo almuerzo"

Que yo sepa en el camal no cobran precios obscenos por asientos de primera fila ni los matarifes reparten los restos del toro al respetable en medio de ovaciones

Hay gente que quiere defender lo indefendible. Que tal lisura caray!

El perro andaluz dijo...

Bueno, supongo que tampoco debo estar en contra de las violaciones a los derechos humanos, pues en más de una ocasión he repartido patadas y puñetes sobre algún ladrón o un borracho faltoso. Menos podría decir nada en contra de -por ejemplo- Chile, ya que por ahí me zampé unos fideos Lucchetti con su galletita Costa de postre. Sospecho que no puedo rajar de la selección peruana de fútbol porque (incoherente yo)asistí al estadio a vitorear su derrota. Imagino que mi apostasía y mi agnosticismo, me impiden emitir opinión alguna sobre el Taita. ¡Dios mío!, a este paso me voy a quedar mudo.

Raul Junquera dijo...

No perro, no te quedes mudo nunca, podremos estar o no de acuerdo las personas,pero esto nos diferencia de los animales y por lo cual del toro. Es aceptable que la gran mayoria estè en contra de las corridas, a mì personalmente no me gustan, pero menos me gusta que alguien se alegre de que un toro cornee a una persona e incluso rece porque el toro llegue a matar al torero, en este caso considero màs humano al toro que a la propia persona que lo piensa, ¡¡ojo!!, no la que lo dice, la que lo piensa, ya que muchas personas dicen esas barbaridades solo por quedar bien ante un pùblico virtual.

Ana R dijo...

Gracias por tus palabras.

Y me reitero :Oleeeeeeeeeeeeeeeee.

Un abrazo

Extraña Mujer dijo...

todo se paga al final, incluido el apreciar la crueldad contra seres indefensos. Besos

Ana Lucía dijo...

de acuerdo, me parece una huachafada, a veces, deseo con todo el corazon que el toro salte y se reviente a cornadas a una tia que se jura pitucasa, por estar viendo esa salvajada... o simplemente que el toro se mate a varios a ver si despues, les sigue gustando....
y por que no?? que me disculpe Varguitas, pero porque matar al toro???

a parte de huachafos me parecen unos inhumanos, que disfrutan ver sufrir al toro...

Malena dijo...

Vengo a agradecerte tus palabras y a decirte como en la película: Siempre nos quedará Granada.Un beso muy grande.

Milhoras dijo...

como humanos, no terminamos de evolucionar, y eso es debido a que algunos se regodean del dolor ajeno, y buscan justificantes para eso, que es tipico, que es clasico, que es arte(!!?) que es tradicion, en fin.

llamenlo como quieran, para mi es la tortura de un ser indefenso a manos de otros, un asesinato a camara lenta, en el que los asistentes en sus mejores trapos, van a tomar vino y ver al pobre animal morir vomitando sangre. y oleeeeééé.

:|

Jassy dijo...

Odio las corridas de toros no entiendo matar por matar y encima lucirse haciéndolo, Sería simpático ver las cosas al revez no? el toro con la espada y el torero en cuatro con cara de implorar clemencia esperando que le atraviesen el corazón y luego vitoreen a quien lo hizo.... deplorable

Hulde Ayala dijo...

imagino el post es referente a "fiestas bravas"... perdona, no pude leer. me enoja mucho, sabes? quién se supone que es la bestia, el animal? ah, perdona, prefiero no leerlo. supongo además que estás en contra, es una pena que haya más de los otros...



saluditos!!

Angélica Camacho dijo...

Repudio compartido querido Allan. Deberíamos aprender a ser menos salvajes. Los animales bien pueden enseñarnos.

monich dijo...

Se ha dicho de todo aquí, pero vamos, resumiré mi posición: Uno de mis platos favoritos es el bife angosto a la parrilla con pasta, pero como ya se dijo, no voy al camal a ver y aplaudir el sacrificio del ganado. Tampoco creo que a la tortura debe llamársele fiesta y celebrársele con ganas.

Muchos saludos Allan