lunes, noviembre 05, 2007

La pena y la peña.

Fueron aproximadamente 100 jueves seguidos que a lo largo de 3 años, nos reunimos un grupo de amigos, bajo las faldas del edificio Portofino, más conocido en mi barrio de Magdalena como “El Porto”.

Una antigua edificación con frente de piedra y una gran plataforma que servía -y sirve- de poltrona para todo el mundo. La mayoría de personas que nos juntábamos, vivían en el mismísimo Porto; el resto, a tiro de piedra.

La fecha exacta de la primera vez, nadie la sabe. El motivo tampoco. Pero algún jueves se reunieron dos personas a tomar un Ron y se dio inicio a la “Peñita de los jueves”.
Al siguiente jueves se juntaron tres y al siguiente cinco. Y así, de pronto éramos un equipo de fútbol, con suplentes y todo.

Cuando al cabo de medio año, nos dimos cuenta de que nadie había faltado nunca a la cita, decidimos institucionalizarla. Nadie debía faltar y de hacerlo, tendría que excusarse anticipadamente; de lo contrario, sería castigado con el pago integro de una botella de Ron.
Muy pocas veces, alguien no asistió, y todos pagaron gustosos su falta.

Se volvieron tan importantes estas tertulias, que la gente cancelaba citas, idas al cine o cenas con las enamoradas, novias y esposas. Todos querían estar allí cada jueves por la noche.
A eso de las 10 iban llegando. Algunos en taxis, otros en sus autos. También los traían bicicletas y motos. Los demás llegábamos a suela.

A la media noche, la cofradía estaba completa. El verbo fluía con emoción, las copas recorrían la posada y el alcohol inundaba nuestro paladar.
No importaba el frío, y el verano nos bendecía con cervezas heladitas.

Todo era hermoso y festivo para la feligresía chispeante. No así para los vecinos.
Más de una vez llamaron al Serenazgo, incluso a la Policía, pero jamás pudieron extinguirnos. Como plaga endémica nos quedamos esos tres años felices.
Muchos tuvimos problemas con nuestras parejas y los que allí moraban, los tuvieron con sus familias.

Tanta importancia cobró nuestra peñita, que la madre de uno de los integrantes, preparó una cena para nuestro segundo aniversario. Habíamos ganado.

Esa esquina fue nuestra un año más, pero la razón y nuestras propias vidas, nos indicaron que era momento de partir. Nadie decidió que jueves sería el último. Nadie quería decirlo, pero casi como un acto de telepatía, llegó un día en que dejamos de ir.

Siempre defendimos ese espacio aunque todos supiéramos que durante ese tiempo, abusamos de todo y de todos. Vinimos sin que nos llamen y nos largamos sin que nos boten. Sin trámites de por medio, las noches de jueves retomaron su habitual calma.

Hasta hoy se comenta de la peñita. Hasta hoy la gente se sigue preguntando que fue de ella. Hasta hoy nos siguen diciendo: Tú eras de la peña ¿no?, y uno orgulloso, responde que sí.

¡Salud muchachos!.................¡Perdón muchachas!

32 comentarios:

Yani dijo...

salud!!

Dragón del 96 dijo...

No será que todos están yendo a la espalda y tu te estas quinceando de lugar?

MUCHACHOS!!!

Slaudos.

Acitsonga dijo...

Yo no tengo tan nostalgicos recuerdos de la "peñita" como tu. Tengo recuerdos si, pero de otro tipo.
Y mejor me abstengo de hacer mayores comentarios antes de que se me salga chalaquilandia.

Fiore dijo...

Jajaja, que cruel el comentario del dragón!
Al menos disfrutaron muchos sus momentos borrachisticos! bien por ello y SALUD! XD

Un bso

the petite amie dijo...

jajjajajjajaja ese Dragón se pasa ,aunque pensandolo bien puede ser ah! ,mejor pregunta bien a tus amigos jeje

debe ser chevere reunirte asi de seguido con tus amigos ,y asi ya no se reunan mas quedan los recuerdos de q fue chevere no?

:)

besos Perrito ,oyeee ya te salude en el post anterior pero te saludo otra vez

FELIZ CUMPLE super atrasado ,pero mas vale tarde q nunca :)


mas besos :)

Jassy dijo...

El Dragon y sus dragonadas.
Me encantó eso del salud con los muchachos, y las disculpas a las muchachas, que no pocas tendran que pedir por los plantones y las borracheras jejeje
Un beso, lindo y nostálgico post.

Raùl Junquera dijo...

Perrito perrito, joder tio!!, fijate tù que he leido cosas en los blos.... pero esta de la peñita me ha traido muchos recuerdos de la mìa...... y hoy que he tenio un dìa difìcil y me estaba desahogando en los blos comentando, cuando llego al tuyo y me encuentro esto me he emocionao como un niño recordando a mis coleguillas de antaño y nuestras reuniones..... joder tio!!!

sonjoj_warma dijo...

No hay cosa mas chevere que reunirse con los amigos hace algun tiempo lo venia haciendo pero en mi casa empezaron a ponerme mala cara asi q debes en cuando me doy mis escapaditas...

Saludos besos

Danza Invisible dijo...

Sospecho que me perdí de algo por ser tan zanahoria hasta los 19 años...

Jen dijo...

que paja xD

Ana Lucía dijo...

que bonito :o) me gusto eso de: "vinimos sin que nos llamen y nos largamos sin que nos boten"

y que bueno que recuerdes con carino, las buenas epocas!! :o) quien sabe y la peñita regrese algun dia.. :o)

Malena dijo...

Me ha encantado tu historia, Allan. Me imagino que a los vecinos no les haría mucha gracia, pero como se dice aquí en España: ¡Qué nos quiten lo bailao!

Ahora ya sé lo que hacías los jueves por la noche :)

Un beso muy grande.

Imberbe_Muchacho dijo...

cosa de hacer un remeber de vez en cuando no?

Anónimo dijo...

Querido....
Me uno a la chalaca!!!!
La tia.

Extraña Mujer dijo...

Disculpas aceptadas!
Besitos

varguitass dijo...

.

los recuerdos

waaaaaaaaaaaaaaa



a veces los recuerdos son mejores que la realidad (sé que es una rocaza pero ya me conoces ps)



pucha debes haberme llamado el lunes pasado, esa noche apagué el celu y el cerebro, y le di mil vueltas a lo de siempre pero diferente

y me fui a la mierda con boleto de regreso y ahora estoy aquí, con más recuerdos pero con un presente muy claro

oh si, todo lo veo muy clarito

y claro, las chelas ya no son necesarias como lo eran ese lunes, pero si lo son para celebrar este nuevo presente y ser consciente que si el pasado viene de alguna manera, pues bienvenido sea pero un ratito nomás

algo así pero en español



esta vez yo te llamo



hablaos



.

DäNg€®rOu§ WOMän dijo...

Que mostro debe ser tener ese tipo de recuerdos, imagino las mil y un historias que ahi se contaron, sin duda una experiencia envidiable.

Saludos perrito lindo!

Dw

Ursula dijo...

Qué lindos recuerdos!!, pero qué penita que se disolvió, podrían organizar una peñita del reencuentro, no crees?

Besos

Ana Lucía dijo...

respondiendo: vale también el esceptisismo... se respeta su opinión amigo! :o))

Anónimo dijo...

Ya sé porqué en noches de juerga te gusta tanto tomar la última latita en esa esquina.
Ahora cuéntanos de las peñas de los lunes, los martes, los miércoles, etc, sábado duplete... (jeje)... nunca faltan motivos para el dipsómano que todos llevamos dentro, salvo penosas excepciones.

Head

tizia dijo...

"El que se fué sin que lo boten, volverá sin que lo llamen" Asi que en vez de recordarla con nostalgia, sería buena idea juntarse al menos de vez en cuando.
Cariños

Calle Quimera dijo...

Ay, Allan, esta es de las historias que despiertan irremediablemente recuerdos...

Yo no creo que se pueda resucitar la peñita; como mucho, reunirse alguna que otra vez para reverdecer laureles (eso sí, ahora más tranquilitos..je..), pero nada más. Lo que fue, fue, y bien estuvo. Ya no volvería a ser lo mismo, entre ortras cosas porque vosotros tampoco lo sois. La vida va dejando rastros en cada uno de nosotros..

Besotes a montones. Me has hecho pasar un buen rato..

tatiana dijo...

asu q chevere! me has hecho recordar,talvez vas a pensar q soy malograda pero cuando tenia 17 años tenia un grupo de tono, osea nos reuniamos cada fin de semana para celebrar lo q sea, si no habia motivo lo inventabamos,estaba en argentina y habia gente de chile, argentina y Perú,una borrachera brava, ah tiempos q no volveran :( ahora ya estoy tia, besos!!

Calle Quimera dijo...

Ya me hubiera gustado tomar un ron en ese lugar. Tal vez en otra vida. Salud¡¡¡.

Mafa dijo...

Yo no tuve peña los jueves, pero de los 14 a los 16 años me reunía los sábado en la tarde con mis amigos y amigas en una bodega de Pueblo Libre llamada "La bajadita", allí comprábamos los tragos y huíamos al parque más cercano a tomar. Esos tiempos jajaja que ya pasaron a la historia.

Un beso

n*i*ñ*a*g*o*y*a dijo...

Manya que chevere, yo a los 18 durante dos años, era parte de un grupito de los que estudiabamos en el Bri de Miraflores, nuestras clases terminaban a las 7, pero todos los dias nos quedabamos hasta las 11 en el muro de la bajada balta...loreando, bromeando, riendo...nos botaban los guachis..jiji..

Que vagos y bonitos tiempos eran..me has hecho recordar..:)

digler dijo...

jaja que buen recuerdo. hay epocas que nunca se olvidan

hoy me tomo una cerveza por la peñita

ahora q recuerdo, la peñita en mi barrio aun no acaba, y ya van casi 20 años...

schatz67 dijo...

Me acuerdo que uno de mis hermanos tenía una enamorada en ese edificio, Gladys creo que se llamaba.

Magdalena tenía esas cosas, billares, barrios en cada calle y gente en las esquinas que a veces chupaba duro. Hace un par de semanas fuí a almorzar donde mis viejos y uno de mis hermanos me llevó a comprar helados al Speciale, tremendos helados buenos,riquisimos y baratos.Ya se murió el señor italiano que fundó el negocio, ya cerraron el histórico Bar Cora que hacía un espectacular lomo saltado en el jirón junín y donde se hacían unos extraordinarios torneos de sapo y la gente en tu esquina dejó de chupar.Todo pasa y nada queda perro.

Haremos pronto salud por eso

Un abrazo

Silverback

Ana R dijo...

Post de cierta nostalgia ¡¡ay!! Aunque volvierais a intentar recuperarla, ya no seria lo mismo.Me recordaste a una muy parecida que tuvimos un grupo ( de 20 más o menos) amigas ( sip, solo mueres) en mi caso eran los viernes y lo pasáamos de cine.Se fué diluyendo pero conservamos excelentes y entrañables recuerdos.Hubo intentonas de repetír, pero, ya, era tarde...

Un abrazo

Jesus Dominguez dijo...

Genial. Me recuerda que un jueves (precisamente) tuvimos unos amigos y yo una de esas juergas inolvidables y uno de ellos antes de irnos dijo: ¡esto hay que repetirlo todos los jueves!

Nunca más quedamos. Fué como una maldición.

En fin, Muy grato tu blog.

Un saludo desde Andalucía.

www.jesusdominguez.blogspot.com

ysraelg7 dijo...

Oooohhhh esta historia es algo parecida a la mia. Existìa un barcito que siempre caiamos los fines de semanas de forma religiosa, nadie faltaba, era nuestro punto de encuentro, el lugar se llamaba "el huequito" , pero nadie lo conocìa asi, sino como nosotros lo habìamos bautizado "la esquina.com".

En la actualidad ya no existe dicho lugar, pero ahì se formaron historias que no olvido y sobre todo que es la fuente de mi blog.

Un saludo canino.

Milhoras dijo...

Cuando lo bueno deja de ser, empieza a ser leyenda, nostalgia y eterno

bacan que tengas algo asi en tu haber!!

:P